Superintendente en encuentro con casas de estudios de La Araucanía: “Asistencia en 2022 debe ser presencial”

La Superintendencia de Educación Superior (SES) continúa reuniéndose con distintas casas de estudios del país para presentar los principales indicadores regionales del plan de fiscalización que está aplicando en el contexto de la pandemia y sociabilizar otras importantes materias relativas a su gestión.

En esta oportunidad el encuentro tuvo lugar en el Campus Juan Pablo II de la Universidad Católica de Temuco, y contó con la presencia de su rector Aliro Bórquez, además del rector de la Universidad de La Frontera, Eduardo Hebel; del rector la Universidad Autónoma, Teodoro Ribera; la rectora del Centro de Formación Técnica estatal de la Región de La Araucanía, María Elena Fuentes; el rector Centro de Formación Técnica Teodoro Wickel, Marcelo Núñez.

La Región de La Araucanía cuenta con 23 planteles académicos, los que en conjunto suman una matrícula de 61.761 estudiantes, equivalente al 4,8% del total del sistema nacional. El reporte mensual del plan de fiscalización dio cuenta que si bien en octubre la mitad de las casas de estudios de la Región de La Araucanía reportó rezagos en sus actividades presenciales correspondientes al 2020, el último informe dio cuenta que esa cifra se redujo a un 37,5%, registro que se ubica ocho puntos porcentuales por debajo el promedio nacional.

Cifras

En cuanto a las actividades pendientes del primer semestre, la Región arrojó que la mitad de sus instituciones aún no cierran completamente el semestre, mientras que a nivel nacional el promedio es de 44,8%.

“La Región de La Araucanía tiene menos actividades atrasadas respecto del año 2020 que el promedio del país. Sin embargo, hay un importante espacio de mejora en lo que es la normalización de las clases, eso significa volver a la presencialidad. Ahí están bajo el nivel nacional, lo que no significa que todas las instituciones de educación superior de la Región no estén haciendo los esfuerzos necesarios, porque efectivamente hay varias instituciones que lo están haciendo muy bien, pero en otras instituciones existe un importante espacio para ir avanzando en esta materia”, afirmó el superintendente Jorge Avilés ante los rectores.

La Región de La Araucanía avanza por debajo del promedio nacional en materia del retorno a clases presenciales. Así lo confirma el reporte de noviembre que da cuenta que un 31,7% de los estudiantes de los planteles regionales asistieron al menos una vez a la semana a sus aulas durante octubre, mientras que a nivel nacional ese registro llegó a 38%.

Al respecto, el Superintendente recalcó que es fundamental que las instituciones refuercen sus planificaciones de cara al 2022. “Esto es algo especialmente importante si se considera que a partir del próximo año la presencialidad debe ser total en todas aquellas casas de estudios que previo a la pandemia funcionaban bajo esta modalidad”.

En cuanto a la asistencia por tipo de institución, los centros de formación técnica de la región son los que muestran mejores resultados, ya que el 42% de sus estudiantes asistió a clases presenciales al menos una vez a la semana. En el caso de los institutos profesionales, esta estadística se reduce a 32,6%, mientras que son las universidades las que presentan el registro más bajo, donde el 29,4% de sus alumnos ha vuelta a actividades presenciales, registro que se ubica ocho puntos porcentuales por debajo del promedio nacional de ese subsector.

De acuerdo a las cifras entregadas por la SES, el 45,8% de las instituciones de educación superior de la región informó en octubre que menos del 20% de sus estudiantes asistió al menos una vez a la semana de manera presencial a clases y sólo el 8,3% reportó una asistencia superior al 80%.

Reclamos y denuncias

En cuanto a los reclamos y denuncias presentados en contra de instituciones de educación superior, la Superintendencia informó que las casas de estudios de la Región de La Araucanía concentran el 2,76% de las más de 9 mil presentaciones que han ingresado a la SES desde el inicio de sus funciones, hace poco más de dos años. Un registro que la Superintendencia valora considerablemente, ya que está muy debajo del peso específico que tiene la matrícula regional dentro del sistema nacional (4,8%).

De las 244 acciones asociadas a la región, el 57% fueron presentadas contra universidades; un 36,5% contra institutos profesionales y un 6,8% contra centros de formación técnica. En cuanto a las materias que originan estos reclamos, una de cada tres responde a motivos académicos; el 28,2% a razones financieras y un 27,6% a motivos administrativos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp